Archivo del Autor: GabinetePsicologico

Daño cerebral adquirido, ¿Qué sabes sobre esto?

A continuación mostraré brevemente información sobre el Daño Cerebral Adquirido (DCA), el cual hace referencia a una lesión cerebral sobrevenida que lo distingue del daño cerebral congénito, ya que éste aparece desde el nacimiento.

Lesión cerebral

Resonancia magnética funcional de un cerebro (RMF)

Las causas más comunes del daño cerebral adquirido son:

– Traumatismo craneoencefálicos

– Accidentes cerebrovasculares

– Tumores cerebrales

– Infecciones del SNS

– Encefalopatía hipóxico-isquémica (reducción o falta de aporte sanguíneo al cerebro).

Tras el daño cerebral adquirido, se pueden afectar:

– Los aspectos físicos y sensoriomotores

– Las funciones cognitivas

– La conducta

– Las emociones

Tipos de déficits que puede provocar el daño cerebral adquirido:

– Físicos

– Cognitivos

– Conductuales

– Emocionales

Dentro de las alteraciones físicas, se presentan alteraciones motoras por daño en la corteza motora, ganglios basales o cerebelo:

– Paresias o parálisis

– Espasticidad o alteraciones del control motor

– Disartria o disfagia

Alteraciones sensoriales:

– La visión, por lesión del nervio craneal.

Las lesiones que causan una mayor incapacidad son las cognitivas, conductuales y emocionales.

Los trastornos de conducta son los que conllevan una mayor carga para la familia y generan gran dependencia.

Entre los déficits cognitivos:

– Trastornos de la atención

– Velocidad de procesamiento

– Del lenguaje

– Del aprendizaje

– De memoria

– Funciones ejecutivas

Desde el punto de vista conductual:

– Cambios de personalidad

– Falta de conciencia de la enfermedad

En el aspecto emocional:

– Ansiedad

– Labilidad emocional

– Indiferencia afectiva

– Depresión

Todo esto conlleva una gran repercusión funcional que se traduce en una falta de autonomía y dependencia.

La lesión cerebral puede ser:

Focal: Debida a lesiones cerebrovasculares o tumorales

Difusa: Hipoxia

Estado vegetativo: más de un año o año y medio  inconsciente.

Estado intermedio: entre el estado vegetativo y la recuperación: estado de mínima respuesta, donde el paciente comienza a fijar y seguir con la mirada o responde ante cierta estimulación, como al dolor.

En casos graves es rara la recuperación completa, siempre queda alguna secuela.

Rehabilitación neuropsicológica

En casos que existe una lesión neurológica, es recomendable acudir a rehabilitación neuropsicológica, lo más pronto posible, ya que, de ello dependerá que los daños de las secuelas afecten de una forma u otra en el organismo. En estas sesiones se trabajará de forma distinta, según el área afectada del paciente.

En la adolescencia, la tasa de depresión se duplica en el caso de las chicas

Mientras que en la infancia, la proporción es similar en ambos sexos, en la adolescencia, la tasa de depresión se duplica en el caso de las chicas.

Reflexión particular:

La diferencia está en la edad de aparición, podemos observar como en la infancia la proporción es similar en ambos sexos, pero en la adolescencia se duplica el caso de chicas. Esto puede ser debido a diferentes factores, entre ellos, el del construccionismo social o socioconstructivismo, es decir, los fenómenos sociales se desarrollan particularmente desde contextos sociales y por lo tanto, tenemos que dejar claro que estamos hablando de un contexto occidental y capitalista, el cual exige a la mujer ciertos parámetros de belleza y comportamiento que no exige a hombres.

Desde la conceptualización del género como constructo social, el cual es definido como “conjunto de características diferenciadas que cada sociedad asigna a hombres y mujeres”. Por lo tanto, la mujer recibe más presiones sobre diferentes aspectos mientras los hombres no tanto. Dicha exigencia provoca en la mujer ansiedad/angustia con la consecuencia nefasta para el estado anímico y mental de la mujer.

 

La memoria

¿Por  qué olvidamos?

Ebbinghaus (asociacionismo) analizó la evolución temporal de la memoria y una vez establecido lo que hoy se denomina como la “curva del olvido“, encontró que esta ocurría rápidamente al principio, pero se ralentizaba después. Esta aportación es la más difundida de su obra. También dijo que, nuestros estados mentales no desaparecen aunque se desvanecen de nuestra conciencia, sus efectos persisten aunque no lo sepamos. C. Bartlett (cognitivismo) abordó la cuestión del olvido a partir de sus experimentos en los que comprobó que con el transcurso del tiempo, los sujetos tendían a reducir progresivamente lo que era recordado, omitían detalles o elementos que no encajaban con los esquemas o expectativas del sujeto. Bartlett concluyó que la memoria es un proceso esquemático, por eso este “olvido”. Ebbinghaus explicó que los estados mentales no desaparecían sino que eran “almacenados” en nuestra conciencia aunque no seamos conscientes de que están allí nuestros pensamientos.

Componentes de la personalidad

Temperamento : Son las disposiciones emocionales del individuo, con un componente genético importante, y por tanto, bastante estables, que se manifiestan desde los primeros momentos de la vida. Presentes en los animales superiores. Es un proceso emocional.

Carácter : Características referidas al conjunto de valores, actitudes, creencias, necesidades etc, del individuo. Se aprenden a lo largo del proceso de socialización y evolucionan con el ciclo vital. Su núcleo es el autoconcepto, el modelo interno de persona que cada uno mantiene de sí mismo.

Inteligencia : Describe el comportamiento cognitivo de la conducta, organizado y estructurado internamente, relacionado con el rendimiento y con un componente genético. Está sometido al desarrollo y la maduración.

Constitución : Consiste en la estructura biofisiológica del individuo, sustentada en el funcionamiento de todos sus sistemas orgánicos. Es responsable de la salud y la enfermedad, física y mental.

Esquizofrenia y Trastorno delirante (Paranoia)

TRASTORNOS PSICÓTICOS.: Esquizofrenia, Trastorno delirante (paranoia)

ESQUIZOFRENIA

Esquizofrenia: hace referencia a un trastorno psicótico caracterizado por  la presencia de síntomas positivos (delirios y alucinaciones) negativos o de déficit, cognitivos y afectivos. Su curso suele ser crónico y variable causando una gran pérdida de calidad de vida del enfermo y sus familiares.

Clínica: Aunque no siempre presente los pacientes han tenido una personalidad previa esquizoide (reservada, pasiva e introvertida) o esquizotípica (aspecto extravagante, cogniciones distorsionadas, pensamiento mágico).

El primer episodio de esquizofrenia a menudo viene precedido durante meses e incluso años, por signos y síntomas prodrómicos que suelen diagnosticarse de forma retrospectiva.

La identificación de un caso comienza normalmente con la observación de síntomas Psicóticos (alucinaciones, ideas delirantes o desorganización del proceso de pensamiento que conllevan una pérdida de contacto con la realidad en una persona con un nivel de conciencia normal) y conducta extravagante, pero muchos pacientes tienen también síntomas negativos (de déficit) incluyendo bajos niveles de activación emocional, de actividad mental y de motivación social.

Los síntomas positivos o productivos reflejan la aparición de fenómenos que no estaban presentes en el pasado, mientras que los síntomas negativos o de déficit reflejan la pérdida de una capacidad o característica previamente adquirida. Los síntomas de desorganización incluirían los trastornos formales del pensamiento y la conducta bizarra.

TRASTORNO DELIRANTE (PARANOIA)

Trastorno delirante (Paranoia): Se puede definir como cuadro delirante crónico, que cursa sin deterioro ni alucinaciones, a diferencia de la demencia precoz (esquizofrenia). Desarrollo insidioso, bajo la dependencia de causas internas y según una evolución continua, de un sistema delirante duradero e imposible de sacudir, y que se instaura como una conservación completa de la claridad y del orden en el pensamiento, el querer y la acción.

Direcciones del delirio: delirio de perjuicio, en el que se albergan el de persecución, el de celos y la hipocondría. El deliro de grandeza en que se  incluye el de inventores, interpretadores genalógicos, místicos y erotómanos.  Sistematización del delirio, es elaborado intelectualmente, coherente a una unidad, sin grandes contradicciones internas.

Clínica de la Personalidad:

Desconfianza, tienen una suspicacia permanente. Rigidez son autoritarios y no toleran que se les lleve la contraria. Hipertrofia del Yo , egocentrismo. Juicios erróneos pasionales, todo lo interpreta a su manera, pero en grado superlativo.  Espíritu competitivo. Justicia y fanatismo, las normas, la lealtad y la justicia sirven como disfraz al resentimiento y agresividad, puede ser un asceta, a menudo su biografía es una suma de fracasos y querellas que le conducen al aislamiento. Mecanismos de defensa, la negación de la realidad es la primera defensa significativa, particularmente cuando existen ideas delirantes.

La proyección, el paranoico en su actitud recelosa y desconfiada, al ser incapaz de cotejar su realidad con otra, no puede asumir la situación hostil que tiene y la proyecta a los demás, su ira y enojo los trasmite proyectivamente a los demás, son ellos los que me provocan, no yo.

Está convencido de que no padece un trastorno y creerá que son los demás los enfermos o peor aun los culpables de lo que le pasa, ya que han organizado un complot contra él.

Otro mecanismo que puede aparecer en estos pacientes es la formación reactiva, la utiliza para defender su conciencia de su agresividad latente, su desprecio y desaprobación del criterio ajeno, en virtud e este mecanismo aparentara lo contrario: amabilidad, honradez y sumisión.

Clínica del delirio paranoico

El delirio surge a partir de un conflicto psicoafectivo. La objetividad de lo percibido se trastorna por la subjetividad de lo registrado. El delirio se presenta como lógico pues parte de hechos o situaciones reales, cuya nota delirante se justifica por las racionalizaciones. Parte de unas ideas fijas y estables que se organizan en un sistema delirante bien construido que se enriquece mediante nuevas interpretaciones delirantes. Se extiende así por contigüidad, continuidad y semejanza a personas y grupos sociales.

Por ello se ha denominado delirio de relación social. A diferencia de otros cuadros delirantes, el paciente conserva su lucidez.

Tipos: delirio de persecución, de reivindicación, de celotípico, erotomaníaco, hipocondriaco, delirio compartido,.

Tensión precipitante del delirio: pérdida real, imaginaria o temida de objetos de afecto, produce fracasos de adaptación con  pérdida de la autoestima ( pérdida de trabajo, pareja, pleito…etc.).

Situaciones que obligan al sujeto a someterse pasivamente a un asalto real o imaginario hospitalizaciones, lesiones por accidentes y ocupaciones laborales que exigen un papel pasivo de sumisión, aislamiento social.

El delirio se produce bajo la distorsión de un estímulo externo. Consiste en una creencia errónea de la realidad sobre un hecho u objeto existente.

La alucinación es definida como: “Experiencia sensorial organizada que es producto/invención de la mente del paciente y que no existe en el mundo externo, las modalidades más frecuentes de las alucinaciones son la auditiva y la visual, y las menos frecuentes la táctil y gustativa.”

Criterios de anormalidad psicopatológica

La psicopatología estudia lo anormal, lo desviado, lo desadaptado, lo trastornado, lo desorganizado, etc., cuyo interés se centra en la naturaleza y las causas de la conducta anormal o  conducta psicopatológica y se plantea como objetivo principal descubrir leyes que regulan la conducta anormal o conducta patológica mediante el método científico. El interés de la psicopatología radica en la naturaleza y las causas de la conducta anormal o psicopatológica. Sin embargo, es difícil definir absolutamente y con total precisión lo que debe entenderse por conducta anormal o psicopatológica, por lo cual es útil conocer cuales son los criterios de anormalidad :

Criterios de anormalidad psicopatológica:

1-Criterios estadísticos: Definen la anormalidad a partir de dos supuestos:

a) Supuesto de frecuencia: Una conducta se considera anormal si no es frecuente en la población

b) Supuesto de continuidad: Se puede considerar un rasgo, o característica de un sujeto como patológica o anormal siempre que sea exagerada o desmesurada ya sea por exceso o por defecto

2-Criterios clínicos: Determinan si una conducta es normal o no según la presencia de determinados síntomas.

3-Criterios sociales o interpersonales: Es el contexto social y cultural el que decidirá si una determinada conducta es patológica o no.

4-Criterios subjetivos o intrapsíquicos: El que mejor puede dictaminar su situación o estado es el propio sujeto.

a) Criterio alguedónico: Es el que define la anormalidad según la presencia de sentimientos de sufrimiento, malestar personal o incomodidad que a menudo se traduce en manifestaciones verbales y comportamentales.

5- Criterios biológicos: Se determina la presencia de una anomalía o trastorno a partir de una disfuncionalidad o alteración en el funcionamiento de alguna estructura biológica.

Modelo transteórico de Prochaska y Diclemente

El modelo transteórico de Prochaska y Diclemente (1992). Dicho modelo se basa en 5 estadios, cada uno registra una actitud mental diferente e implica un tipo de motivación diferente.

1º Precontemplación

– El sujeto desconoce que ciertas conductas ponen en riesgo su salud

– Es conocedor de la existencia de un problema de salud

– Conoce la existencia de un problema de salud pero es reticente a realizar modificaciones en su conducta.

En este caso, deberemos ayudar a priorizar el hábito y estudiarlo, elaborar mapa de creencias, trabajar la ambivalencia, evitar y trabajar las resistencias y finalmente aumentar la autoeficacia y la automotivación.

2ºContemplación

– El sujeto advierte que ciertas conductas ponen en riesgo su salud o bien advierte de un problema con la misma. Se encuentra dispuesto a realizar cambios en los próximos 6 meses.

En esta fase del proyecto, se deberán resaltar las contradicciones entre lo que se hace y lo que se desea, es decir, si lo que se quiere tener es sexo sin riesgos para la salud, resulta totalmente contradictorio el no usar preservativo.

3º Preparación

– El sujeto se encuentra preparado para la acción, piensa seriamente en modificar su conducta en un futuro próximo, dentro de 30 días aproximadamente.

En esta fase del proyecto, deberemos conseguir que se verbalice el compromiso de cambio, ayudar a escoger la estrategia idónea para el sujeto y desarrollar un plan de actuación conjunto. Es decir, que el usuario esté concienciado del uso del preservativo y planificar como llevar a cabo el propósito.

4º Actuación

– El sujeto se encuentra trabajando de forma activa en las modificaciones de las conductas que atañen a su salud, o bien en el problema de salud identificado. Dicha actuación se prolonga durante un período de 6 meses después de la conducta problema.

En esta parte del proyecto, se debe aumentar la autoeficacia e informar sobre otros modelos que hayan tenido éxito.

5º Mantenimiento

– El sujeto adopta habitualmente las conductas adquiridas. Consideramos que ha llegado al mantenimiento cuando la nueva conducta permanece por más de 6 meses.

En este momento, es importante prevenir recaídas y seguir aumentando la autoeficacia. El usuario debe de estar usando preservativo en todas sus relaciones sexuales, sin que esto le cause molestia alguna, incluso, haciéndole sentir mejor con él mismo.

*Recaída: En esta etapa, el sujeto inicia nuevamente el ciclo, el individuo deja de emitir la conducta deseada, lo cual se suele atribuir por escasa motivación y el uso de estrategia de cambio inadecuada.

Finalmente si existe una recaída, se debe reconstruir el proceso además de aumentar la autoeficacia y la automotivación.

Fobias

La investigación sobre modos de adquisición de las fobias infantiles es escasa y los resultados de los estudios difieren notablemente. Las fobias específicas se consideran generalmente reacciones adquiridas. Las experiencias directas de condicionamientoson la vía principal de adquisición en todos los tipos de fobia específica, excepto las del tipo entorno natural. Rachman (1997) propuso que se adquirían mediante 3 vías: El aprendizaje por observación, la transmisión de información y/o el condicionamiento directo.

Tradicionalmente, se ha visto destacado la importancia del condicionamiento clásico en la génesis y el condicionamiento operante en el mantenimiento de las respuestas fóbicas. Los nu evos modelos sobre la ansiedad, como el modelo de expectativas de Reiss (Reiss, 1991, Reiss y McNally, 1985) o el de re-evaluación del estímulo incondicionado (EI) de Davey (1987, 1989), destacan la importancia de los factores cognitivos en la instauración y posterior mantenimiento de las fobias y ansiedad en general a partir de las premisas del neocondicionamiento pavloviano.