La memoria

¿Por  qué olvidamos?

Ebbinghaus (asociacionismo) analizó la evolución temporal de la memoria y una vez establecido lo que hoy se denomina como la “curva del olvido“, encontró que esta ocurría rápidamente al principio, pero se ralentizaba después. Esta aportación es la más difundida de su obra. También dijo que, nuestros estados mentales no desaparecen aunque se desvanecen de nuestra conciencia, sus efectos persisten aunque no lo sepamos. C. Bartlett (cognitivismo) abordó la cuestión del olvido a partir de sus experimentos en los que comprobó que con el transcurso del tiempo, los sujetos tendían a reducir progresivamente lo que era recordado, omitían detalles o elementos que no encajaban con los esquemas o expectativas del sujeto. Bartlett concluyó que la memoria es un proceso esquemático, por eso este “olvido”. Ebbinghaus explicó que los estados mentales no desaparecían sino que eran “almacenados” en nuestra conciencia aunque no seamos conscientes de que están allí nuestros pensamientos.